Sick (El último sueño)

Thursday, May 13, 2010 8:49 PM Posted by Louisianee
Estoy enferma... Y no he posteado.

No sé... Lluvia terrible. Aún llevando el paraguas me mojo. Lluvia con viento. Sol frío, frío en las venas. Frío en los huesos. Aire acondicionado que nunca se apaga. Ni en la U, ni afuera. Estornudos, tos, escalofrios y esa sensación molesta de no poder respirar. Sueño, mucho sueño. Pereza, mucha pereza.

¡Qué fastidio!

Anyways... dejaré un escrito solo porque sí... (junio 2009)


El último sueño

    El frío recorría cada centímetro de piel. Había pensado que era algo mágico, pero no. Era un frío muy real, muy… biológico, por decirlo así. Habría llegado la hora de su muerte entonces.
– ¿Por qué? Ya dejen de torturarme así. ¿No entienden? Me están torturando, me lastiman. Ya dejen de jugar conmigo. Dejen de herirme, no es divertido. ¡No es un juego!
    Despertó, despertó y despertó. Estaba soñando. Sus manos seguían tallando el piso con algo de lentitud y desgano. El jabón chorreaba por sus dedos. Le dolía la espalda por mantener esa incómoda posición tanto tiempo, y su estómago rugía incesante.
    No había comido en días. Cuatro o tres días, algo así. Pero no le importaba, no tenía hambre. No tenía sed. De hecho, no tenía ganas de… nada. En determinado momento, hace tiempo, había tenido que comer cucarachas, pues esas personas, no la alimentaron. Quizás había sido una forma de protesta, quizás un simple atentado contra su humanidad; pero no quería comer. Las ganas que en un tiempo había tenido de vivir, se habían esfumado. Sus ojos estaban secos, no podría llorar más. No más aún.
    Listo, había terminado de limpiar todo el piso. Estaba reluciente, se podía reflejar en él. Arrastrándose se dirigió a su habitación, o… hueco, como le decían algunos; y se tendió en el piso, sobre su cama de paja. Cerró sus ojos. Sus brazos, piernas y cuerpo en general estaban cansados. Estaban débiles. Se encontraba algo mareada y tenía mucho sueño. Quizás no soportaba el dolor de cabeza, o simplemente se había acostumbrado. De pronto se escucharon pasos y su puerta se vio golpeada un par de veces. Una voz llamó su nombre.
–¿Estás durmiendo, verdad? Maldita vaga, tu cerebro se fundirá. Te volverás un vegetal. Inútil. Idiota. No sirves para nada. No has hecho nada para ayudar a tu familia. Tonta. No sirves, no has hecho ninguna tarea doméstica hoy seguro. ¡Despierta ya, animal!
    Suspiró. Se sintió mal, muy mal. En otra ocasión, se echaría a llorar; pero no, se mantuvo seria, justo como si le hubiese dejado de importar. Justo como si hubiese dejado de herirla. Mentira. Sí le dolía, le dolía mucho. Pero no lloraría más. Tenía suficiente como para ponerse a llorar. El sueño la consumía. Tenía muchos días sin comer y estaba débil.
    Al fin, simplemente se durmió. Se durmió plácidamente. Tuvo un sueño muy lindo y sus labios se curvaron en una pequeña sonrisa.

    No despertó nunca más.

2 Response to "Sick (El último sueño)"

  1. Completamente Gilipollas Says:

    usted no está enferma... ESTÁ BUENÍSIMA!

    Siempre suyo
    Un completo gilipollas

  2. eltauromquico Says:

    Un ron caliente con canela, lo mejor para el frio. Y una limonada con miel para el resfrio.
    (2) = 6